sábado, 11 de agosto de 2018

0

La peli de hoy (56): ''Giselle''. La caída del imperio romano


Por género cinematográfico se entiende aquellas películas que comparten características propias. Algunos géneros tienen su propio tiempo y espacio, y florecen en un determinado territorio. En el caso de la erótica, los setenta fue aquella época marcada por el fin de la censura americana y por el boom europeo donde el desnudo puede ser tomado como arte, obviamente, la mayoría de estas películas tenían un objetivos más allá del artístico y era provocar la lascividad del espectador de la época, por no decir otros términos. En este espectro se encuentran las porno chanchadas que nacieron en el país vecino del Brasil como respuesta local a las sexy comedias de la época y que guardaban un fuerte punto en la dramatización como imitación europea. Entiendo que era un cine que dentro del bajo presupuesto y el target principal al que apuntaban tenia ciertas ínfulas y no se puede considerar como un género pornográfico, o quizás como un primo hermano mucho más serio y maduro frente al cine porno de la época que aclarando tampoco caía en el clip de estos tiempos de consumo rápido. Volviendo a la porno chanchada, las bases (del genero) se acentuaron con Giselle, película de 1980 que trato de subirse al coche de las Emmanueles italianas centrándose en la figura de una mujer y explotándola al máximo, lo curiosa está en que mientras las Emmanuelles fueron mutando y cayendo en la decadencia de las softporno, Giselle, con una sola película, es una muestra de cine independiente bastante digna y protectora de sus propias virtudes como cine de destape y erotismo. Haciendo un parentesis con la otra pelicula brasileña que comente por el blog, Falsa Loura, se mueve mas por la realidad con toques de erotismos, donde lo explicito solo esta representado en el desnudo y se opta mas por la sugerencia surrealista a ojos de la propia protagonista.


Volviendo a la película, un metraje que hasta el final no tiene más sentido que las propias escenas de sexo continuas que vamos viendo, marca una buena manera de ver el costumbrismo brasileño del hacendado y familia. Esa misma representación de perversiones que bajo la sombra de no ir más allá del escándalo se vuelve critico contra la propia moral cuando cae a lo más bajo con las aberraciones pederastas del comendador de la película. Es por eso que lo amoral en esta historia pareciera ser el tema a tratar, aunque esto mismo solo termine de entenderse con la última escena final donde todos los integrantes se encuentran cenando para despedirse. El símbolo de la última cena se usa para dar el único plano de la cinta mientras la cámara recorre a 360° - con cortes, obviamente- y vemos la vida de cada uno por separado. ¿Es roma la civilización de las perversiones o cada sociedad tiene las suyas?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Hola, si has aguantado hasta aquí seguro tienes ganas de comentar. Sobre todo si quieres darme apoyo moral ya que es lo único que gano porque si crees que solo me dedico al blog porque me sobra el tiempo... estas en lo correcto.

Ya en serio te advierto que en este blog no hay censura, así que aprovecha para sacar todo el odio dentro que tengas reprimido, siempre y cuando no sea contra mi. Aun así si dices u ofendes al autor de este blog, no hay paltas, después de todo hay cosas peores de las que tengo que preocuparme. No por algo tengo habilitada la opción de "anónimo", así que aprovéchala.

No te preocupes por las faltas de ortografía, si haces spam a tu pagina no seas tan descarado de solo dejarme la url, si tienes alguna duda quizás pueda ayudarte, sin compremeterme a nada y de ya te advierto que no lo se todo, aunque estoy muy cerca de saberlo.

Este blog generalmente hablo de anime, cine, manga, comic y series de tv si te interesa algún tema recuérdamelo comentando y mientras mas largo mejor (obviamente me refiero al comentario).

Powered by Jasper Roberts - Blog
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...