martes, 30 de mayo de 2017

0

GREY'S ANATOMY (Decimotercera temporada): El hospital esta que arde

Doce años, trece temporadas, y la serie de médicos mas famosa, de estos tiempos, sigue como si nada reviviendo muertos y sacando residentes que cumplieron su ciclo. La viudez de la dra. Grey y sus tensiones sexuales con el dr. guapo de turno fue lo principal de esta temporada, aunque dejado en la sala de espera un buen tiempo por el drama del doctor Karev y sus ''problemas'' con la ira contenida. No es que la temporada se haya resentido por mostrar menos flirteo entre los doctores de turno, sino que ver tanto doctor karev cansa. Pensando en que el tipo este lo resuelve todo a golpes desde de siempre que mas puede sorprender que medio hospital se desviva por quitarle o no el permiso de doctor, o el de cerrar media temporada dejando al aire su situación judicial. Como ellos mismos dicen, son junto a Meredith los sobrevivientes de la primera generación. Su best friend forever. Otro asunto que sigue en cuidados intensivos son las relaciones de los doctores. Ese tira y afloja de las relaciones amorosas mas que nada porque el factor sexo o polvo de amigos que no significa nada o en su defecto una reconciliación llega a limites insospechados. Mas o menos, por enésima vez, le pasa a las ''solteras'' con problemas de relaciones Arizona y April. Como en Anatomía de Grey el sexo es el suero de estos doctores no sabemos en que sala de operación Maggy, la media hermana negra de Meredith, se comenzó a fijar en el doctor Avery. Tanto que la propia April se lo dice. En cuanto a la doctora Arizona su tensión sexual termino tan inconclusa como al principio, tiempo apenas para hacer una escena de tijeras en la cama y que media temporada antes el odio por la doctora roba puestos fuera lo mas importante en cuanto a conflicto profesional. Y si hablamos de ese punto, ¿Cuantas veces tendremos que ver la crisis de edad de Webber? sera que se jubile antes que la serie termine. Ya para ir cerrando la serie siempre le ha sabido dar un momento especial a cada personaje que considere mas o menos importante, y Shonda siempre ha querido que idealizar a sus doctores como verdaderos superheroes, en ese sentido el turno fue para la eterna residente Edwards salvandole la vida a una niña y retirándose por voluntad propia de ese hospital antes que termina muerta, o mas quemada de lo que ya esta. Dejandonos como sobreviviente a Jo, mas que nada porque es el interés de Karev, y a una  resucitada Murphy. Lo incombustible en una serie como Anatomía es que sus personajes encuentren la estabilidad en el momento menos esperado y luego todo se vaya a la basura con algo o alguien, para luego volver a pasar por el mismo tratamiento. El caso de Owen- Amelia es para decir que ojala hubieran muerto quemados por insufribles. al contrario aquel capitulo de tintes oníricos donde el fantasma de Megan aparece en un capitulo totalmente procedimental y que demuestra lo que en verdad es Anatomía de Grey; también el capitulo donde habla sobre el sistema carcelario, o el del avion que..., bueno esta para ver a Mer teniendo sexo en el baño todo esto la hace ver como una serie que puede hacer lo que sea con resultados para la sonrisa. Lo mas raro es que a dos años de quedarse viuda esta temporada Meredith tuvo mas sexo que cirujias.