lunes, 22 de agosto de 2016

0

UnREAL (Segunda temporada): La buena televisión

Es tan despreciable todo lo que pasa dentro del realitie “metatelevisivo” de la serie "Everlasting," que encuentras necesario ese momento de felicidad final, y real, para balancear un poco toda la manipulación que se cuece dentro. En ese sentido, el final de la segunda temporada, termina siendo una cachetada para su “showrunner” que ha seguido ventilando el concepto más morboso de la televisión americana. Si bien es cierto todo lo que pasa dentro del realitie y lo manipulables que son sus concursantes (y sus propios productores) es lo más interesante de la serie, el aspecto políticamente incorrecto que te muestra puede llegar a ser igual de conmovedor o “asqueroso” como parodia de la sociedad yanqui. Como la lucha entre el poder femenino creativo contra el monopolio de las cadenas y los hombres que las gobiernan. Otro caso parecido es el del retrato negro dentro de la televisión americana, y esa necesidad de salvar tu imagen de los medios de comunicación. El que todas las mujeres de un realitie sean “etiquetas” estereotipadas o que un hombre negro no puede escoger una mujer de su misma raza. Esconder un intento de violación solo por el prestigio del programa. O por último la obsesión por el trabajo de sus protagonistas junto con esa parodia de telenovela de líos amorosos que guarda la serie, la hacen imprescindible, como ficción y “buena” televisión.