sábado, 2 de enero de 2016

Pin It

Widgets

0

LEYENDO EL MANGA DE PLATINUM END (por OhbaTsugumi y ObataTakeshi) – CRITICA. Los ángeles existen

Esta historia de la mano de una de las parejas más efectivas de la industria del manga tiene un arranque que lo conoces perfecto y es que si te has leído, por lo menos, Death Note, entenderás siempre la tónica de sus preguntas en donde está presente ese punto filosófico sobre el valor de la vida. No es raro que las primeras viñetas de la historia comiencen con un protagonista cabizbajo, la ceremonia de apertura de clases (cliché) en donde todo el mundo está feliz por entrar al instituto contrasta con el aura depresiva del protagonista y es que ¿no pudo escoger mejor momento o, quizás, fue ese el momento en que se dio cuenta que su vida no tiene valor,? todo el opuesto a un Light Yagami si me lo preguntas. ¿Cuantas veces el suicidio es un tema recurrente en la vida estresante japonesa? pero aquí la primera información, a modo de pretexto, y justificación, que se nos da es que el protagonista es un huérfano acenicientado por sus tíos, así que simplemente decide caer al vacío desde lo alto de un edificio, entonces son Tokio y sus rascacielos los cómplices perfectos, pero justo en el momento preciso es rescatado por su propio ángel. La historia recien empieza.

PLATINUM END, como he dicho antes, es un manga que tiene todo el diseño y color de los dibujos de ObataTakeshi no necesariamente identificables con los de Death Note y mucho menos con los de Bakuman, este último si por algo había que rescatarlo, además por la premisa y ese plus que era descubrir el mundo de los mangakas, era por el nivel de dibujo que por lo que recuerdo tenia cuadros casi preciosistas, ni que decir con los rostros femeninos, así que en ese aspecto no descubrimos nada nuevo al leer PLATINUM END más que el esfuerzo en tomas donde el protagonista está rodeado por el aura de las alas que se le regala. Asi que se queda un dibujo promedio del mangaka. Lo más importante del manga, que comenzó hace dos meses, son los giros del primer capítulo y es que a pesar de que por ejemplo Death Note yo la valoro muy arriba de cualquier otra historia que haya leído porque su mayor virtud fue combinar todo muy bien desde la historia de Shinigamis, el concepto sobrenatural que se manejaba con la “Death Note” y sus reglas, el humor negro y sobre todo el género policial, el verdadero gancho de la serie estaba en el punto más álgido entre el enfrentamiento de los dos genios de la historia y es que a los autores siempre han tenido preferencia en sus historias por mostrar genios al más alto nivel 

En Bakuman el concepto era parecido con dos genios del dibujo y el guion, lo que perfectamente podrían ser los mismos autores y, obviamente, sus experiencias, pero lamentablemente la mayor razón por la que la deje fue por su pesado desarrollo sin tener la misma tensión, además de que los propósitos, menos egocéntricos (por ende llamativos) que los de un Light Yagami eran más románticos en los protagonistas. Moritaka Mashiro termina por cansar. Ademas, el gran problema de Bakuman fue que descubrimos que era un shounen sin superpoderes donde los protagonistas conservaban los mismos derroteros de cualquier héroe del género, que iniciaban con un talento que tenían que trabajarlo, no eran los mejores y constantemente eran superados y, por supuesto, podrían fracasar pero nunca rendirse. Aparte los secundarios, fuera del “rival” principal, estaban bastante desaprovechados.

Regresando a Platinum End es interesante el (des)interés que se muestra en el protagonista solo al descubrir que tiene poderes divinos y por supuesto esa fuerte carga por la competencia entre los seres celestiales. Mientras que en el primer caso la situación se vuelve trágica y casi ronda los síntomas de locura con esa viñeta en donde el protagonista vocifera que encontró una razón para ser feliz, irónicamente, después de asesinar, merecida e indirectamente, a sus tíos como clara referencia a lo que el bien no siempre se hace de forma correcta y por supuesto, todo son elecciones personales, mientras que por otro lado lo más interesante es descubrir que lo que realmente se mueve en esta historia es un tema de egoísmo y una carrera cronometrada entre muchos para encontrar al nuevo sucesor de Dios ¿Sera Mirai?

Resumientdo Esta vez nos encontramos con una historia que le da una vuelta de tuerca a las premisas que nos mostró Death Note aunque cuando vayamos descubriendo las reglas las comparaciones caerán por si propio peso, hay que descubrir muchos más personajes, ver si Nisse es el ángel de esta historia o si está en el plan de espectador como lo fue Riuk y por supuesto saber si Mirai encuentra el camino de la felicidad o en el algún momento se pierde en el intento, por el momento escrúpulos a la hora de matar no le faltan.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Hola, si has aguantado hasta aquí seguro tienes ganas de comentar. Sobre todo si quieres darme apoyo moral ya que es lo único que gano porque si crees que solo me dedico al blog porque me sobra el tiempo... estas en lo correcto.

Ya en serio te advierto que en este blog no hay censura, así que aprovecha para sacar todo el odio dentro que tengas reprimido, siempre y cuando no sea contra mi. Aun así si dices u ofendes al autor de este blog, no hay paltas, después de todo hay cosas peores de las que tengo que preocuparme. No por algo tengo habilitada la opción de "anónimo", así que aprovéchala.

No te preocupes por las faltas de ortografía, si haces spam a tu pagina no seas tan descarado de solo dejarme la url, si tienes alguna duda quizás pueda ayudarte, sin compremeterme a nada y de ya te advierto que no lo se todo, aunque estoy muy cerca de saberlo.

Este blog generalmente hablo de anime, cine, manga, comic y series de tv si te interesa algún tema recuérdamelo comentando y mientras mas largo mejor (obviamente me refiero al comentario).